Paso una vez mas, esta vez en la final de la Copa Confederaciones entre Alemania y Chile. Gary Medel futbolista de la selección chilena metió el dedo en el ano de Emre Can cuando este retuvo el balón.

Como seguro recuerdan esto ya había pasado con otro futbolista chileno Gonzalo Jara quien hizo lo propio con Cavani de Uruguay en la Copa América terminando el agredido expulsado tras reaccionar a tan vil acto. Terminarían siendo campeones.



Una vez es casualidad, pero ya dos veces con dos futbolistas de la misma selección suena a que eso lo practican entre ellos durante sus concentraciones.

Pocos recordaran al equipo de Bulgaria que tras vencer a México en penales festejaron entre ellos con este mismo acto en el mundial del 94.